EL BESO PRECISO

Frederic Soddy

Pueden besarse los labios, dos a dos,
sin mucho calcular, sin trigonometría;
mas ¡ay! no sucede igual en Geometría,
pues si cuatro círculos tangentes quieren ser
y besar cada uno a los otros tres,
para lograrlo habrán de estar los cuatro
o tres dentro de uno, o alguno
por otros tres a coro rodeado.

De estar uno entre tres, el caso es evidente
pues son todos besados desde afuera.
Y el caso tres en uno no es quimera,
al ser éste uno por tres veces besado internamente.

Cuatro círculos llegaron a besarse,
cuanto menores tanto más curvados,
y es su curvatura tan sólo la inversa
de la distancia desde el centro.

Aunque este enigma a Euclides asombrara,
ninguna regla empírica es necesaria:
al ser las rectas de nula curvatura
y ser las curvas cóncavas tomadas negativas,
la suma de cuadrados de las cuatro curvaturas
es igual a un medio del cuadrado de su suma.

Espiar de las esferas
los enredos amorosos
pudiérale al inquisidor
requerir cálculos tediosos,
pues siendo las esferas más corridas,
a más de un par de pares
una quinta entra en la movida.

Empero, siendo signos y ceros como antes
para besar cada una a las otras cuatro,
El cuadrado de la suma de las cinco curvaturas
ha de ser triple de la suma de sus cuadrados 

Vistas: 4837

Responde a esto

Respuestas a esta discusión

ME GUSTA, NO ME GUSTA

Fabi Porracin

Me gusta lo que suma, lo que multiplica…
No me gusta lo que resta, y termina dividiendo un
conjunto en fracciones...

Me gusta de los conjuntos el que incluye,
el que es directamente proporcional
y también me gusta reconocer a los que son diametralmente opuestos.

De las figuras geométricas no me gusta el círculo
cuadrado, que viciosamente encierra
O,
que aún abierto potencia
lo que se va por la tangente.
En forma inversamente proporcional, del círculo me gusta que es redondo,
y por eso puede echar a rodar...

Me gusta lo paradojal de lo plano que es plano,
y se deriva de esto que no por
superficial deja de ser sustento...

Me gusta la intersección de la diferencia.

No me gusta haber visto un número irracional de veces
la no discriminación de lo mutuamente excluyente,
qué distinto a la espiral, que dialéctica, integra,
incluye, se abre y expande
interminablemente…

De la infinita línea de puntos me gusta paralelamente
que se parece a la más larga caminata,
la que comienza con el primer paso,
y me gusta que en el curso de esa larga caminata se
puede poner algo entre paréntesis...
O elegir un curso que se bifurque alternativamente...
que se bifurque, alternativamente
Por eso también la precisión de y en la puntuación me agradan
desproporcionadamente.

Me gusta que el saldo sea positivo....
Teniendo igual en mente que
el final de cuentas podría
resultar negativo,
Y
así, aún así, su función sería la de
incrementar algún coeficiente.

“Un matemático que no tenga también algo de poeta jamás será un matemático completo”

                                                            Kart Weierstrass

 

MINUTO CERO 

Kike Romero 


Desde el minuto cero
supe que ese primer beso
tendría una segunda oportunidad,
lo que se ve por el tercer ojo va más allá
del cuarto oscuro donde yacemos
mezclando el quinto elemento
y ese sexto mandamiento que pecamos
rizando el rizo del séptimo arte sin descansar.

Creí que eras la octava maravilla,
la novena de Beethoven,
el décimo premiado de la lotería
y yo... el último mohicano.

Un naufrago en la tempestad
bregando contra viento y marea
tu cuerpo a la deriva mi puerto en alta mar.

Adocenado en la felicidad
ahora soy un ser ordenado,
mi caos, perfectamente alineado,
matemáticamente... perfecto.

 

Espectacular ;)

CERO Y UNO

Entre el cero y el uno

se halla toda la tensión original

nutrida de misterio y materia de la vida.

 

El cero, ráfaga insigne, tierno temible,

que no es número natural ni cuerpo invencible,

existe para la nada, para el duro dominio

de lo incomprensible, la dimensión libre, delgada,

desconocida, inane, eterna grandeza

del vacío hipotético, descubierto, pensado

al tiempo en varios puntos de la Tierra,

para resolver el camino hacia la primera

energía primitiva, sangre y lágrimas

lloradas donde brotan claveles.

 

Un abismo, ardiente y grande como un relámpago,

separan a cero y uno, urna oscura

de imposible acceso para el hombre.

 

Solo en la asociación amanecida de lo imposible,

el diez es final de un camino, pradera donde galopa, inclemente, celestial, la matemática.

 

Ceros y unos de longitud ene para la informática,

secreto bordado en lo profundo de la tecnología,

que unirá arte y matemática en los ordenadores

universos de las pautas repetidas, fórmulas

intuitivas de la geometría de la naturaleza

que desembocará en lo fractal,

explosión infinita de creatividad digital

conquistado a lo líquido, a lo frío, a la luz inerte,

latitud secreta de colores

en las células algorítmicas del arte.

Tomado de Fractalia, de Carlos Escartín

Sumo cada letra de tu nombre
y obtengo la mejor poesía
siento como si fuera Neruda
conquistando a las musas.

Resto de mi vida los temores
y hago que esto ya no sea complicado
no me gustan los números negativos
pero me apasionan si tú los provocas.

Multiplico cada día mis suspiros
y mis pensamientos hacia ti cada vez aumentan
mi amor es un producto de la ternura y tu pasión.

Divido mi tiempo de la mejor forma
y quisiera que el cociente fuera un porcentaje absoluto
para dedicarte cada instante
para poder verte sin límite de horario.

Elevo al cuadrado mis ganas de estar contigo
y al resultado le agrego muchos ceros al final

y es que solo tu logras que el amor
solucione mi ecuación…

Si el amor fuera Matemáticas

Hoy no puedo abrazarte,
no sólo porque hay una gran distancia entre nosotros
sino porque ya no estamos juntos
juntos como la luna y el sol en su transición de día y noche
juntos como el mar y los delfines en su búsqueda innata de libertad

Dejamos de ser dos para uno
para convertirnos en uno para dos
porque aún separados te quiero
pero también se que no sientes lo mismo

Que ganas de sumar y restar, porque para eso soy buena
sumar amor y restar distancia
multiplicarlo con perdón
y dividir el rencor
elevar al cuadrado tu sonrisa
y sacar la raíz cuadrada de nuestro mutuo sufrimiento
integrar aquellas cosas que fueron bellas
y derivar las desiciones erradas
expandir al infinito nuestros corazones
hasta dejar el limite de nuestra razón tender a cero

Que ganas amor, de potenciar tus ojos enamorados
y expandirlos a través de una ecuación exponencial
Con un poco de lógica podría demostrarte lo que quieras...

Que ganas amor de que fuera matemáticas... aunque no lo sea...

Las Matemáticas Del Amor

El amor no se calcula
Como si fuera simple álgebra
Como si fuera un solitario exponente
En una calculación tan complicada,
Como la pasión.

El amor se debe de tratar
Como una multiplicación de variables
De momentos,
De miradas,
De palabras sumadas
En un mundo que a veces
Resta.


El amor no se debe dominar
Por la división de sus componentes.
El amor se tiene que alimentar
De la suma de los abrazos,
De las sonrisas,
De esos besos
Que en fracciones de segundos
Se penetran a lo mas profundo.

El amor no debe de ser sobre estimado como matemática
Ese es la simple solución del amor,
Dejarlo nacer,
Dejarlo crecer....
Al fin,
El destino lleva mas de una,
Respuesta.

LA FAMILIA TRIÁNGULO

Danny Perich Campana

 

Todos los triángulos somos
polígonos muy amigables,
3 lados, 3 ángulos, 3 vértices,
nuestros elementos principales

Yo soy el equilátero
y mis lados iguales tengo,
y por más que me estiren y estiren
mis ángulos inalterables mantengo

Cada uno de ellos mide
exactamente 60 grados
y cuando me trazan una altura
quedo en dos partes iguales, cortado.

Yo soy su hermano isósceles
tengo tan solo dos lados iguales
y opuestos a ellos, modestamente,
dos ángulos que lo mismo valen

De mis hermanos soy el más desordenado,
como escaleno me han bautizado,
mis ángulos son todos desiguales
y lo mismo pasa con mis lados.

El que no se hace mayor problemas
es mi primo acutángulo
pues menos de 90 grados tiene
la medida de sus ángulos.

Pero el más chistoso de todos
es el tío obtusángulo
que entre 90 y 180 grados
tiene uno de sus ángulos.

Y si preguntan por el más famoso,
no hay duda: triángulo rectángulo
con un ángulo de 90 grados
a sus catetos afirmando.

A su lado más largo
por hipotenusa han bautizado,
¿creerías que en tan pequeño triángulo
el más grande teorema se ha creado?

Pitágoras fue el matemático
que descubrió por sabio y sus musas
que al sumar el cuadrado de los catetos,
resulta igual que el cuadrado de la hipotenusa.

Y esta historia familiar finaliza,
en otro momento nos juntaremos
para hablar de los cuadriláteros
y de todo su parentesco.

 

me gusta este tema, de hecho les digo a mis alumnos que hagan sus propias poesias y que vale como nota, jejejejeje, hay unas creaciones bastantes infantiles, pero me he llevado sorpresas con unas bien elaboradas, la unica condicion que denen tener es que no sea bajada de internet y que tenga que ver con matematicas

RSS

VISITANTES

Insignia

Cargando…

© 2014   Creada por BECHY.

Insignias  |  Informar un problema  |  Términos de servicio